You Are Here: Home » Internacionales » Trump aumenta tensión al denunciar comercio entre China y Corea del Norte

Trump aumenta tensión al denunciar comercio entre China y Corea del Norte

El presidente estadounidense Donald Trump denunció que China aumentó su comercio con Corea del Norte y puso en duda el trabajo conjunto de Pekín con Washington para contener la amenaza nuclear de Pyongyang.

“El comercio entre China y Corea del Norte creció casi 40% en el primer trimestre. ¡Hasta acá llegó China trabajando con nosotros, pero le habíamos dado una oportunidad!”, dijo Trump vía Twitter poco después de despegar rumbo a la cumbre del G-20 que se realizará en Alemania.

Los presidentes chino y estadounidense Xi Jinping y Donald Trump mantendrán esta semana en Hamburgo, donde se celebra la cumbre del G20, una difícil reunión en un contexto de tensiones crecientes sobre Corea del Norte, que acaba de probar con éxito un misil intercontinental (ICBM) capaz de golpear Alaska.

Esta cuestión marcará la entrevista entre Xi -cuyo país es el único aliado y apoyo económico del régimen norcoreano de Pyongyang- y Trump, que ha reiterado que jamás permitirá un arsenal nuclear en Corea del Norte.

En los meses anteriores al lanzamiento el martes del misil norcoreano, Trump también había escrito una serie de tuits criticando a China por su incapacidad para frenar las veleidades nucleares de Pyongyang. Ello irritó a las autoridades de Pekín, que prefieren recurrir a una diplomacia discreta, cuando no secreta, en lugar de las grandes gesticulaciones.

Trump ha pasado así de calificar a Xi de “buena persona” durante su primera entrevista en abril en la residencia en Florida del multimillonario norteamericano, a acusarlo el mes pasado de no ser capaz de resolver el problema norcoreano.

China está calibrando de forma cuidadosa sus movimientos para evitar una desestabilización de su impredecible vecino, que podría provocar la caída del régimen y un enorme flujo de refugiados en la frontera que tiene con Corea de Norte.

Al mismo tiempo Pekín quiere evitar que Estados Unidos tenga razones para lanzar un ataque militar en una región que de alguna manera China considera su “patio trasero”.

© 2015 Powered By Wordpress, ABC Diario de Querétaro

Scroll to top