You Are Here: Home » Internacionales » Laboristas impulsarán un nuevo referéndum sobre el Brexit

Laboristas impulsarán un nuevo referéndum sobre el Brexit

El líder del Partido Laborista, Jeremy Corbyn, confirmó ayer su intención de respaldar un segundo referéndum sobre la salida de Reino Unido de la Unión Europea (UE) para evitar los “estragos” que amenaza con provocar el «Brexit perjudicial” que prepara el gobierno conservador de Theresa May.

Después de mantener una posición extremadamente ambigua sobre el Brexit, Corbyn parece ahora decidido a impulsar todas las hipótesis que están sobre la mesa de la Cámara de los Comunes para derribar el plan negociado por May con las autoridades de Bruselas.

El sábado pasado El Sol de México informó que Corbyn comenzaba a cambiar de posición aceleradamente y se aprestaba a respaldar un nuevo referéndum, así como otro proyecto en el mismo sentido presentado por el líder del Partido Liberal Demócrata, Sir Vince Cable.

Corbyn debió ceder ante la presión de la base de su partido y de los sindicatos, que concentran el núcleo electoral laborista. También influyó la crisis interna que amenazaba con provocar enormes daños al partido. Nueve diputados renunciaron la semana pasada a sus escaños tras denunciar la actitud ambigua Corbyn sobre el Brexit, la gestión de los casos internos de antisemitismo y el giro a la izquierda que ha dado a la formación.

Su evolución fue resuelta tras el virtual ultimátum que recibió el último fin de semana, cuando el número dos laborista, Tom Watson, lo intimó a “evitar nuevas deserciones en el partido”.

Para tratar de recuperar el tiempo perdido, en la reunión de la Cámara de los Comunes el miércoles próximo el líder laborista presentará primero una enmienda que introduce varias modificaciones al texto acordado por Theresa May con Bruselas. Entre otros puntos, reclama mantener el sistema aduanero con la UE y la vinculación con el Mercado Interior.

Corbyn aclaró que el apoyo acordado por Bruselas a su plan alternativo para el Brexit, que incluye la permanencia en la unión aduanera y un alineamiento con el mercado único, haría innecesario el controvertido backstop (salvaguarda) imaginado para evitar la vuelta a la frontera física entre las dos Irlandas.

Si esa iniciativa no prospera, en una segunda etapa su partido “presentará o apoyará una enmienda a favor de un voto popular para evitar el Brexit perjudicial de los tories», afirmó. «No aceptaremos la carrera contrarreloj de May para llegar a un ‘no acuerdo’. De una manera o de otra haremos cuanto esté en nuestro poder para evitar el ‘no deal’ o un Brexit basado en el acuerdo de Theresa May que el Parlamento rechazó en forma abrumadora», agregó en una declaración oficial de su partido.

Corbyn confirmó también que en la votación del miércoles apoyará una enmienda de la diputada laborista Yvette Cooper y el conservador Oliver Letwin, que obligaría al gobierno a pedir una prórroga del Brexit si el Parlamento no aprueba un acuerdo antes del 12 de marzo.

Esa idea, en realidad, puede facilitar los planes de Theresa May, que parecer privilegiar la hipótesis de una prórroga de la fecha de salida, prevista para el 29 de marzo a medianoche, es decir dentro de 31 días. Durante la cumbre euro-árabe de Sharm el-Sheikh (Egipto), la primera ministra se mantuvo aferrada al calendario inicial, pero su entorno admite que, si no alcanza un nuevo acuerdo con la Unión Europea antes del 12 de marzo, podría verse forzada a demandar una prolongación de dos meses. El polaco Donald Tusk, presidente del Consejo Europeo, no excluyó esa posibilidad, estimando que sería «una solución racional» y afirmó que la UE se mostraría «comprensiva» si el gobierno británico tomara esa decisión.

La respuesta a esa incógnita se conocerá al menos en parte el próximo miércoles una vez que el Parlamento se pronuncie sobre las propuestas laboristas.

© 2015 Powered By Wordpress, ABC Diario de Querétaro

Scroll to top