You Are Here: Home » Expediente Q » Expediente Q “Impuesto”

Expediente Q “Impuesto”

Según el Instituto de Investigación de Economía y Paz en México, la paz en México se vio vulnerada en el 2016 y es que los homicidios violentos que se presentan en el país contribuyen a que exista un retroceso en los niveles de paz.

A los mexicanos en promedio nos cuesta este “impuesto de paz” cerca de 25 mil pesos anuales, aunque en el caso de Querétaro, son 23 mil ligeramente más barato que en promedio pero no tan caro como en Colima, que cada ciudadano “paga” 66 mil pesos anuales por la alta violencia registrada en el último año.

El “impuesto” se calcula con base en los costos directos que utiliza el estado para contener violencia: Gasto en Policías, fuerzas armadas o las empresas cuánto invierten en seguridad privada; en el caso de Querétaro el índice de paz no ubica a la entidad como las entidades donde se ha disparado la violencia o una entidad donde salga más caro vivir con niveles altos.

Hay elementos que dañan la paz en nuestra entidad y según estas mediciones estamos en lugares aceptables incluso con indicadores para presumir como es el caso del municipio de Cadereyta de Montes, que ocupa el cuarto lugar nacional de municipios con la tasa más baja de homicidios a nivel nacional (cuarto lugar).

El homicidio es la segunda forma de violencia más costosa para la economía mexicana. El costo del homicidio incluye los costos directos en que realizó la familia del fallecido, la carga sobre la justicia y los sistemas de aplicación de la ley y la disminución de la productividad por la pérdida de un miembro de la fuerza de trabajo o incluso el proveedor mayoritario.

El impacto económico de los crímenes de la delincuencia organizada fue de 17 mil millones de pesos, en 2016 pero éste es probablemente conservador con los componentes que incluye la extorsión el secuestro y la violencia en las calles.

De Rebote

Por cierto académicos de la UAQ denuncian presencia de delincuentes amenazando la integridad de la comunidad universitaria, lamentablemente los hechos se han presentado dentro del campus universitario en el Cerro de las Campanas y ahí no hay competencia de la autoridad policiaca así es que más le vale a los universitarios ahuyentar a los “ratas” para que pueda entonces actuar la policía.

Adán Olvera

[email protected]

@aolverar

© 2015 Powered By Wordpress, ABC Diario de Querétaro

Scroll to top