You Are Here: Home » Nacionales » Dilapida la 4T organismos de derechos humanos

Dilapida la 4T organismos de derechos humanos

Foto: Roberto Hernández
Foto: Roberto Hernández

Por Carlos Lara / El Sol de México

El presidente Andrés Manuel López Obrador retomó en los últimos días la batalla personal que mantiene contra las instituciones públicas independientes del Gobierno y que considera un despilfarro, provocando la renuncia en un día de tres mujeres a sus cargos dentro de su administración.

En un nuevo embate, anunció ayer la desaparición del Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (Conapred), institución creada en 2003 para luchar contra el racismo, el machismo, la homofobia y la desigualdad, luego de las críticas que lanzó su esposa Biatriz Gutiérrez Müller al organismo por programar un foro, que encabezaría Chumel Torres, a quien reclamó públicamente los calificativos que ha hecho y han vulnerado la imagen de su hijo Jesús Alberto López Gutiérrez.

Mientras el influencer realizaba el foro que Conapred canceló por medio de la plataforma Racismo MX, bajo el título El racismo no es un chiste. El papel de las redes sociales, la comedia y el entretenimiento en la lucha contra el racismo, la crisis institucional derivó en la renuncia de Mónica Maccise ayer a la presidencia del Conapred.

«Venganza política»

“Es indudable e inevitable pensar que se trata de una venganza política y ahora un castigo para una funcionaria por haber invitado a quien criticó a su hijo, no hay que olvidar que Chumel aparecía en el Proyecto BOA. Y también hay que decir que Chumel hace mensajes discriminadores, pero la ruta correcta era haber dicho ‘con los niños no te metas’o que Presidencia acudiera al Conapred”, explicó el ex ombudsperson de la ciudad de México, Emilio Álvarez Icaza.

López Obrador explicó que la Secretaría de Gobernación asumirá las funciones de Conapred, lo que también ayudaría a obtener ahorros. Ayer durante su conferencia de prensa, exhibió el organigrama del Consejo y cuestionó el salario que perciben los directivos.

“Es público y notorio el racismo en el país, claro que hay racismo y hay clasismo y hay discriminación, pero con estos aparatos… !invitar a quienes tienen expresiones racistas!”, insistió.

López Obrador afirmó que la creación de estos organismos fue “por decirlo suave, una manera de coptar, lo más claro es comprar conciencias, comprar voluntades. Se fueron creando todos estos organismos para darle trabajo, empleo a los allegados, ¿y el pueblo, que es el que manda y debe recibir los beneficios?”.

«Un grave retroceso»

El anuncio de la extinción de Conapred detonó la molestia de asociaciones y ong dedicadas a la defensa de los derechos humanos en el país.

En entrevista con El Sol de México, Lídice Rincón Gallardo, aseguró que las personas “de izquierda, siempre hemos priorizado la defensa de los derechos humanos, por lo que sería un grave retroceso desaparecer” el organismo.

“Creo que no es tan fácil y hay que seguir luchando por construir este país, ya que falta cambiar la cultura pública de la tolerancia y el respeto, por una mirada mucho más generosa”, comentó la hija del fundador de esta Comisión.

La activista social enfatizó que es una obligación de Estado erradicar la discriminación, ya que existe una Ley Federal para Prevenir la Discriminación que “mandata la creación del organismo que define la política del Estado mexicano en la materia”. Y consideró que la sociedad civil debe unirse para no permitir que se vulnere el andamiaje institucional para garantizar los derechos humanos.

Incorrección política

En el foro, Chumel Torres defendió que “la incorrección política a veces va unida al humor” y al enterarse de la dimisión de Mónica Mónica Maccise durante su exposición consideró que así se cierra un capítulo ensombrecido por la censura.

“Van a desarticular Conapred, algo que mucha gente necesita. Yo no, porque yo soy blanco, heterosexual, sui género. Otra banda que sí necesita Conapred, se está cayendo a pedazos y quemando la casa frente a nosotros. Ya estamos aquí frente a este señor y estas figuras de poder que dijeron ‘cómo se llama esa cosa’, en la que mucha gente tiene cimbradas sus esperanzas y proyectos. Eso es ofensivo”, ironizó Torres.

Artistas pidieron mayor representación en los medios de comunicación y nuevas formas de abordar los contenidos en cine y televisión fueron las propuestas que los participantes del foro El racismo no es un chiste, organizado por Racismo MX, plantearon frente al papel de las redes sociales, la comedia y el entretenimiento contra la violencia racial.

El actor Tenoch Huerta señaló que no se trata de un tema de ser políticamente correctos, sino de pensar en hacer comedia sin ofender a sectores que no cuentan con una representación en los medios de comunicación. “Lo que significa es que tienes que hacer comedia desde otro lado porque no es posible que sigamos agrediendo a la gente por condiciones de las que no son culpables como el lugar donde nacieron, la capacidad económica o la melanina en la piel”.

La actriz Maya Zapata refirió que este no es un tema exclusivo de la comedia en la televisión o en las redes sociales, pues aborda narrativas de todo tipo, incluyendo el cine mexicano. “De las películas que podemos ver casi en ninguna hay morenos, incluso hay algunas donde todos son blancos y de ojos claros”.

“No se tiene reconocida la representatividad. Por un lado somos un gremio que lucha, revolucionario que se jacta de ser el más educado, de poner el ejemplo y por el otro lado no nos volteamos a ver. Debemos dejar de tener miedo, de reconocer cuando uno escoge a un protagonista de colores oscuros que no cuenta una historia “, explicó la protagonista de El secreto de Selena.

Por su parte, la escritora Jumko Ogata insistió en la importancia de abrir los cuartos de guion para que las personas con menos representación en el entretenimiento puedan alzar la voz. “Lo más importante es crear espacios, que las personas que tiene privilegio y el poder de decidir quien aparece o no en la televisión, incluyan activamente a personas de comunidades desempoderadas históricamente para que también tengamos una perspectiva digna de nuestras propias historias”.

Tres renuncias en un día

En 24 horas, tres mujeres renunciaron a cargos dentro del gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

Ya mencionamos a Mónica Maccise, quien se va de Conapred.

Mara Gómez Pérez presentó su renuncia a la presidencia de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas, al considerar que no existen condiciones políticas ni económicas para desarrollar su trabajo al frente de esta institución.

El 2 de junio pasado denunció que el plan de austeridad los había dejado sin recursos para la operación mínima de la Comisión ni para atender indemnización por reparación de daño a las víctimas.

Y Asa Christina Laurell presentó su renunció al cargo de Subsecretaria de Integración y Desarrollo del Sistema de Salud. Se trata de una de las funcionarias más cercanas al presidente López Obrador, con quien colabora desde hace 20 años.

AMLO contra organismos independientes

Desde que asumió el poder en diciembre de 2018, López Obrador ha arremetido en múltiples ocasiones contra los organismos independientes, sobre todo en el sector energético, ya que es partidario del control gubernamental de la distribución de energía.

El presidente de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), Guillermo García Alcocer, anunció hace un año su renuncia al cargo por discrepancias tras varios choques con López Obrador.

El mandatario consideró entonces que la CRE «engañó al pueblo de México porque se hizo creer que se necesitaban instancias autónomas de expertos independientes porque el Gobierno no los podía atender».

López Obrador también respondió el año pasado a las críticas que recibió de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) acusándola de quedarse «callada» frente a las violaciones a derechos humanos en gobiernos anteriores.

Mientras que este año, anunció un plan de austeridad para afrontar la crisis económica del coronavirus que contemplaba la cancelación de fideicomisos públicos por un valor de 6.000 millones de dólares.

Esto puso en peligro la continuidad de múltiples proyectos científicos y artísticos que reciben recursos públicos, y provocó la férrea oposición del sector cinematográfico, encabezado por los oscarizados directores Guillermo del Toro, Alfonso Cuarón y Alejandro González Iñárritu.

© 2015 Powered By Wordpress, ABC Diario de Querétaro

Scroll to top